Comparte esta noticia:Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

La Villa acogió actuaciones musicales, exposiciones y talleres con el fin de impulsar la accesibilidad de las personas con discapacidad

La Villa de Tegueste acogió por primera vez la celebración de la Sardina de la Inclusión con el objetivo de dar visibilidad a la realidad de las personas con discapacidad y poner en valor el trabajo realizado por diferentes asociaciones y entidades educativas en el ámbito de la inclusión social.

El consistorio teguestero insiste en su objetivo de dar voz para que la accesibilidad sea real y efectiva sin necesidad de recordar las problemáticas a las que se enfrentan las personas con diversidad funcional. Es por ello que todas las concejalías trabajan de forma transversal para amplificar sus necesidades y conseguir la inclusión social en el municipio.

En este sentido, Tegueste cuenta con diferentes recursos que favorecen la diversidad, como es el caso de la Asociación Funcasor que busca mejorar la calidad de vida de las personas con sordera y sus familias. También dispone de un Centro de Día adaptado para responder a las principales necesidades y el aula enclave del colegio Teófilo Pérez. Además, el IES Tegueste y el CEIP María del Carmen Fernández son referentes en capacidad motora.

“Este tipo de aportaciones y eventos destinados a favorecer la inclusión nos llevan a dar importantes pasos hacia la igualdad de oportunidades, a lo que hay que sumar la labor de atención tan relevante que prestan las compañeras de Servicios Sociales”, declaró la alcaldesa, Ana Rosa Mena.

La Plaza de San Marcos fue la protagonista de las jornadas, en las que se llevó a cabo un taller de percusión con actuaciones musicales en las que participaron los artistas Ithaisa y Dan Sign. Al compás de los sonidos se sumaron miembros de las asociaciones Down Tenerife, Sinpromi y Funcasor, entre otras, para pasarlo en grande mientras explicaban a los asistentes la misión de cada uno de sus centros.

El evento también albergó una exposición de diferentes instituciones sociales, además de una jornada dedicada a las buenas prácticas que abordó los retos y propuestas para el diseño universal de accesibilidad, la cual fue retransmitida vía streaming.

La alcaldesa quiso mostrar su agradecimiento a las personas, asociaciones e instituciones implicadas en el proyecto, pues considera que “juegan un papel fundamental para plantear necesidades y participar en las soluciones que apunten a configurar una sociedad igualitaria y equitativa”.

Desde la concejalía de Bienestar Social del Ayuntamiento de Tegueste mantienen el compromiso de ejercer al máximo la responsabilidad social. La portavoz del área, Candelaria de la Rosa, explica que la celebración de la Sardina de la Inclusión surge de la necesidad de impulsar la labor de las entidades del Tercer Sector como fundamental en la tarea de conseguir la igualdad, integración y solidaridad real.