Comparte esta noticia:Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

La concejal de Juventud y Mujer de la Villa, Alicia Pérez Santana, hizo hincapié en que este plan, que tendrá una vigencia de dos años (2010-2012), es tanto una herramienta “como un compromiso” por parte del equipo de gobierno local, “con el fin de poder sensibilizar tanto a la Corporación como a la sociedad en materia de igualdad, facilitando que las diferencias entre mujeres y hombres en los ámbitos familiares, laborales y de participación sociopolítica, entre otros, se vayan diluyendo”. Con este nuevo plan, la Concejalía de la Mujer cambiará su nombre por el de Concejalía de Igualdad y Mujer.

Entre las acciones previstas en el plan se encuentran revisar los futuros documentos utilizados en los servicios municipales con el fin de eliminar todo rasgo de lenguaje sexista y/o discriminatorio, fomentar la creación de registros de datos desgranados por sexo y grupos de edad o incentivar, por parte de los hombres, el uso de los permisos y licencias para el cuidado de personas dependientes.

En materia de empleo, este primer plan municipal ofrecerá formación y asesoramiento a las mujeres emprendedoras, creará una bolsa de empleo con la finalidad de facilitar la inserción laboral de mujeres en situaciones de especial dificultad y se informará al empresariado de las bonificaciones que contempla la ley para la contratación de mujeres, entre otras.

Asimismo, en otros ámbitos de actuación, se difundirán guías y aplicaciones informáticas sobre el uso del lenguaje no sexista en las administraciones públicas; y se ofertarán actividades específicas de sensibilización, talleres y cursos en favor de la igualdad de oportunidades en diferentes ámbitos de la vida; así como formación específica en violencia de género.

Este nuevo plan también fomentará la responsabilidad de los padres en la atención y cuidados de las personas discapacitadas o dependientes; e impulsará acciones de prevención dirigidas a mujeres que se encuentren en riesgo de exclusión social por factores vinculados a la condición de género.

En materia de Urbanismo y Vivienda, se impulsará la denominación con nombres de mujeres de las nuevas calles, plazas, edificios y lugares públicos del municipio; además de detectar y corregir los lugares y zonas de la Villa que las mujeres perciban como más inseguras, entre otras.